E-Mail
Sunday, 06 de December de 2009

Siguen los Parches en la T2

A dos años de su funcionamiento,  la Terminal Dos (T2) del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, padece de grupos de trabajadores que van de un lado a otro con escaleras, rollos de cables, bultos de cemento y  otros implementos de trabajo, para tratar de erradicar las filtraciones de agua que han obligado a impermeabilizar algunas zonas hasta dos veces este año.

En la temporada de lluvias se reportaron una serie de inundaciones en zonas del estacionamiento vertical
y alfombras mojadas en el área de última espera, pero, además, se ha tenido que cambiar parte de la instalación eléctrica en varias áreas de comedores y de documentación, lo que provoca problemas y molestias a empleados y pasajeros, sin que nadie se responsabilice de la grave situación.

La construcción, que tuvo un elevado costo de 8,596 millones de pesos concentra ya más de 40%
de los 26.2 millones de pasajeros que arriban al AICM y de las 366,000 operaciones de despegue y aterrizaje que se llevan a cabo anualmente.

El T2 inició sus operaciones el 15 de noviembre de 2007, pero lo inauguró oficialmente
el presidente Felipe Calderón hasta el 26 de marzo del año siguiente.

Para facilitar el traslado de pasajeros, en la T2 se construyó un autotrén, para hacer la conexión
con la terminal uno. Es totalmente automatizado y el primero en su tipo en América Latina, equipado con circuito cerrado de televisión para seguridad de los usuarios y tuvo un costo de 1.6 millones de dólares.

En su bitácora tiene una lista de 53 fallas mecánicas y eléctricas y hasta una colisión,
lo cual ha obligado a interrumpir el servicio por semanas, afectando a miles de pasajeros y personal de la terminal. Tras el choque del 30 de agosto pasado con un camión que le daba mantenimiento, el servicio fue reanudado tres semanas después, pero sólo con tres de las cuatro unidades originales.

La T2 cuenta con 23 posiciones de contacto directo con el edificio terminal y siete remotas,
que atienden operaciones nacionales e internacionales. Inició con operaciones de Aeromar y Delta Airlines, luego con Aeroméxico, Copa, Lan Airlines, Continental Airlines y Servicio Mexicano de Vuelos de Fletamento.

Con las dos terminales el AICM, que manejó 26.2 millones de pasajeros en 2008,
actualmente tiene capacidad para recibir 32 millones de usuarios. Por la crisis económica y la alerta sanitaria, este año cerrará con una cifra menor a la del año anterior.

Desde su inicios, en 1952, el aeropuerto capitalino no había tenido una ampliación y remodelación
tan significativa como la que antecedió a la construcción de la T2, la cual se desarrolló luego del fracaso del entonces presidente Vicente Fox en construir una terminal aérea en Texcoco, estado de México.

Con la operación de la T2 el AICM aumentó 13% su capacidad, es decir, las operaciones
de aterrizaje y despegue pasaron de 54 a 61 por hora. Sin la terminal dos hoy sería prácticamente inmanejable el aeropuerto.

por Victor Payan - Domingo 06 de diciembre
 
Copyright©2008-2013
Espacios Comerciales a la Medida. S.A. de C.V.